Edmund Rumpler, el ingeniero judío que revolucionó el mundo de la aviación y la automoción y sobrevivió al nazismo

También colaboró con Hans Ledwinka en el primer automóvil Tatra, el Präsident, fabricado en 1897. Rumpler fue un pionero en la esfera de aviación y de la automoción y su aplicación de la aerodinámica, pero su origen judío acabó con su carrera después de que Hitler tomara el poder en 1933. Amnistiado por Hermann Göring, sus registros quedaron destruidos, pero su legado ha perdurado en forma de motores y diseños revolucionarios y 23 patentes a sus espaldas.

Una carrera meteórica

Edmund Rumpler TreehillFuente: Wikipedia/ Treehill.

Rumpler nació en Viena, por entonces el Imperio Austrohúngaro, un 4 de enero de 1872. Estudió ingeniería mecánica desde 1890 hasta 1895 en la Universidad Técnica de Viena y trabajó al lado de varias fábricas. Dos años después, colaboró con Hans Ledwinka en el primer automóvil Tatra, el Präsident, con motor Benz y una carrocería derivada de un carruaje de caballos de lujo. Pudo alcanzar hasta 30 km/h.

En 1902, dejó Daimler Motor Company, donde había comenzado su carrera profesional dos años atrás, para empezar a trabajar en Adler como director técnico, un fabricante alemán de automóviles y motocicletas que fabricaba los motores de las motos con las cajas de cambios integradas en el cuerpo del motor, obra del propio Rumpler. Un año después patentó un sistema de suspensión trasera de brazo oscilante, una idea adoptada posteriormente por Ferdinand Porsche para el KdF Wagen y Porsche 356, así como por Chevrolet para el Corvair.

Presidentfirstcar KapitantEl primer vehículo Tatra. Fuente: Wikipedia/Kapitant.

Pero su estancia en Adler duró poco: en 1906, Rumpler estableció su propia oficina técnica en Berlín, donde comenzó a trabajar en la construcción de aviones desde 1908 en adelante. Abandonó así Adler para dirigir su tenacidad hacia el mundo de la aviación, captado por los pioneros hermanos Wright, a los que se les atribuye haber hecho volar (además de inventar y fabricar) el primer avión del mundo a través de un vuelo controlado en 1903. Rumpler diseñó un motor refrigerado por agua de cuatro cilindros que bautizó como “Aelous”.

En 1908 fundó la primera fábrica de aviones alemana, y entre otras cosas, construyó cuatro años después el primer motor de avión alemán con ocho cilindros y estableció otra fábrica, la Bayerische Rumpler-Werke AG en Augsburgo (1918).

Rumpler Taube001 Porto ClubEl Taube de Rumpler. Fuente: Porto Club.

Sus logros pasarían a la historia de la aviación militar, entre ellos su avión Rumpler Taube (Dove), que voló en 1910. El Taube era el tipo de avión más común visto en los cielos durante la preguerra en Alemania y Austria, y la empresa del ingeniero se convirtió en el primer fabricante de aviones en Alemania.

Fin de la guerra y comienzo de una nueva era, marcada por el Rumpler Tropfenwagen

Tras la firma del Tratado de Versalles, Rumpler tuvo que abandonar la esfera de la aviación para volver a la automoción, y creó su propia empresa, la Rumpler Motor Company. Aplicó entonces la aerodinámica de los aviones al famoso Rumpler Tropfenwagen, una especie de monovolumen con forma de gota de agua que fue presentado en el Salón de Berlín en 1921.

Fue el primer automóvil de la historia pensado para ser aerodinámico, y lo más sorprendente de todo, es que tenía un coeficiente de solo 0.28, con el que sería competitivo incluso hoy en día.

Tropfewagen

Este curioso modelo causó sensación en Berlín: alcanzaba los 110 km/h y su disruptivo diseñó encandiló al público, pero nadie lo compró. El Tropfenwagen no resultó un éxito comercial, y solo se construyeron 100 unidades, de las cuales solo dos sobrevivieron.

Rumpler Tropfenwagen Detlef GarbrechtFuente: Wikipedia/Detlef Garbrecht.

Como curiosidad, Carl Benz adquirió una licencia para usar el diseño del chasis en tres de sus Benz Tropfenwagen, que compitieron en 1923 en las carreras del Grand Prix de Italia, pero las ventas no fueron suficientes para evitar que pasara a la historia. Además, la carrera del ingeniero austriaco estaba a punto de sufrir un duro revés.

Según relata el libro ‘The Jewish Connection‘, Rumpler fue detenido cuando los nazis alcanzaron el poder en 1933. Hermann Göring, miembro prominente del partido nazi y as de la aviación durante la Primera Guerra Mundial, actuó en defensa de Rumpler al reconocer sus logros en el mundo de la aviación, junto al Ministerio del Aire del Reich.

En vez de ser enviado a un campo de concentración, Rumpler fue liberado de prisión, pero a pesar de mantener una pequeña oficina, su carrera acabó hundiéndose. Murió un 7 de septiembre de 1940 a los 62 años durante unas vacaciones por un ataque al corazón en Alemania, y acto seguido la policía acudió a su apartamento de Berlín para destruir sus archivos, quedando su nombre eliminado de los archivos históricos.

Aún así, su huella sigue intacta en la historia de la aviación y de la automoción, aunque hayan pasado 146 años de su nacimiento.

Tomado de www.motorpasion.com

Related Projects